El aporte sureño para reducir la huella de carbono

Publicado: 12 octubre, 2010 en Sin categoría

La llamada “Huella de Carbono” corresponde a la totalidad de los “Gases de Efecto Invernadero” (GEI) emitidos por causa directa o indirecta de un individuo, organización o producto. En otras palabras, es la forma como una persona o empresa impactan negativamente al medio ambiente.

De allí que la determinación de la “huella” de los productos, actividades o servicios aparezca como de suma importancia para trabajar en la minimización de los GEI e informar de ella a los consumidores.

En ese contexto, el Instituto del Medio Ambiente (IMA) de la Universidad  de La Frontera, está trabajando de lleno en una serie de investigaciones que son la base para consolidar la metodología y un equipo profesional multidisciplinario de vanguardia a nivel nacional.

Esto permite “ofrecer el servicio al mercado local y nacional, para así anteponerse a los escenarios futuros”, sostiene el director del IMA, René Montalba, quien señala que la Ufro ha sido pionera en la investigación de impactos ambientales que incorporen el concepto de “Análisis de Ciclo de Vida”.

En concreto, el trabajo está enfocado a  evaluar el impacto potencial sobre el ambiente de un producto, proceso o actividad a lo largo de todo su ciclo de vida mediante la cuantificación del uso de recursos de “entrada” como la energía, materias primas, agua; y las emisiones ambientales o “salidas” al aire, agua y suelo, asociados con el sistema que se está evaluando.

Se trata de un tema que ya está presente en diferentes mercados (ver recuadro) y que poco a poco gana terreno entre los consumidores.

Y siguiendo esta línea, se vislumbra que los países que se alzan como nuestros principales receptores de exportaciones incluirán en un corto a mediano plazo a la huella de carbono como una variable de calidad y elegibilidad relevante.

En Chile el tema está tomando cada vez más fuerza, existiendo preocupación por parte de las empresas nacionales debido a las barreras arancelarias que impondrán países desarrollados a todos los productos, a través de la medición de su huella de carbono. Más aún si se considera que las distancias hacia esos mercados incrementarían las emisiones de GEI.

En ese plano, el IMA ha determinado la huella de carbono de productos de la región, tales como la producción de trigo, arándanos, la gestión de residuos sólidos, los materiales de construcción, la producción de cerveza, entre otros, de manera de reducir la huella y con ello mejorar -eventualmente- el ingreso a determinados mercados.

“Para los casos del trigo y arándanos, antecedentes preliminares nos estarían indicando que mediante la producción, y utilizando técnicas ecológicas de manejo, se puede reducir entre un 30% a 50% de la huella de carbono”, remarca René Montalba.

A su modo de ver, el establecimiento de la huella de carbono permite tener indicadores cuantitativos que permiten identificar oportunidades de mejora y optimización de los procesos. Y además, entrega la opción de establecer un piso a partir del cual se pueden ir implementado estrategias de mejora.

“Por otro lado, el sector exportador regional -del sector frutícola, celulosa o cereales-, estará preparado para afrontar prontas exigencias internacionales asociadas a la declaración y minimización de su huella de carbono”, asegura el investigador.

– ¿En qué pie está la agroindustria chilena en el contexto de la emisión de gases y el desarrollo de tecnologías para avanzar hacia una producción limpia?

-Como primer paso, Chile está incipientemente comenzando a cuantificar las emisiones de Gases de Efecto Invernadero, con la finalidad de obtener indicadores e identificar opciones de mejoras. Las estrategias de gestión preventivas, la maximización en el uso de materias primas insumos y energía es fundamental para obtener reducciones significativas de la huella de carbono. Y es en este punto donde podrían existir mayores potenciales de reducción. Por otro lado, el avance tecnológico juega un rol importante en la medida que incorpore mejoras en la función y eficiencia energética. En este contexto, la matriz energética que sigue incrementado el aporte de centrales termoeléctricas y la distancia hacia los países norteamericanos y europeos, son las principales desventajas competitivas que tendrán los productos nacionales. 

-¿Cree que se puede poner en peligro envíos de productos regionales de no contar con etiquetados o embalajes adecuados e informativos?

-No sé si en peligro, creo que como toda nueva “norma” obligatoria o voluntaria (requisito de mercado), las empresas rápidamente encuentra formas o mecanismos para su cumplimiento. La diferencia estará en el pie que se encuentren las empresas cuando estos requisitos sean exigencias ineludibles. Y en este sentido, cuán competitivos serán los productos nacionales en comparación con productos de países que vienen trabajando esta temática con anterioridad. Por lo anteriormente expuesto, creemos que es de suma importancia comenzar desde ya a internalizar este elemento diferenciador, con la finalidad de afrontar de mejor manera los nuevos escenarios de mercado.

huella individual

Pero no sólo se puede calcular la huella de carbono de un producto o proceso productivo. También se puede conocer cuántos gases de efecto invernadero generamos las personas en las distintas rutinas realizadas a diario.

En internet abundan los sitios donde se pueden ingresar una serie de datos y calcular la huella de carbono individual a lo largo de un periodo de tiempo determinado . Uno de ellos es  http://www.myfootprint.org/.

Edmundo Muñoz, coordinador de la Unidad de Gestión Sustentable del Instituto del Medio Ambiente de la Ufro explica que bajo este contexto en Francia, a partir del 1 de enero del 2011, la Ley Grenelle II permitirá informar a los consumidores, a través de un etiquetado ambiental u otros medios pertinentes, la huella de carbono de productos y sus embalajes.

Pero no es el único país que está en esa cruzada. Estados Unidos contempla aranceles diferenciados para importaciones según emisiones de CO2; y Japón desarrolló especificaciones propias de huella de carbono y estableció un Comité de Estandarización del Sistema de la Huella de Carbono dependiente del Ministerio de Economía de la nación nipona.

Lo cierto es que los consumidores -al menos en Europa- están comenzando a exigir productos con bajas emisiones de carbono, por lo que la información aparece como clave para su elección. Por ejemplo en una encuesta realizada en Inglaterra, el 67% de los clientes encuestados señalan que su preferencia de compra sería por productos con una menor huella de carbono y un 44% de estos clientes indican que comprarían un producto con baja huella de carbono, aunque la marca no sea su primera elección.

Incluso, en cuanto a los beneficios, se cuenta la integración de los agricultores de manera activa en el ciclo de vida del producto agroalimentario, asumiendo su responsabilidad medioambiental e identificando prácticas

sostenibles de manera que con su actividad puedan contribuir a

mejorar el nivel de emisiones.

A nivel privado, el sistema de etiquetado de la huella de carbono también ha avanzado. Las cadenas de supermercados Wal Mart (USA), Tesco (UK) y Casino (Francia), han iniciado la exigencia por anunciar en los productos el CO2 generado.

Anuncios
comentarios
  1. maria angelica muñoz dice:

    MUY INTERESANTE LA PUBLICACION .EL MINISTERIO DE AGRICULTURA DEBERIA LO ANTES POSIBLE CAMBIAR SUS METODOS DE FERTILIZACION.

  2. […] This post was mentioned on Twitter by Carbo Ambiente , Alvaro Molina I. . Alvaro Molina I. said: El aporte sureño para reducir la huella de carbono http://bit.ly/dyD1zD vía (Campo Sureño) […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s